Tratamiento de la gingivitis en niños

Tratamiento para la Gingivitis en Niños

Cuando hablamos de salud bucal infantil, la mayoría de los padres piensan únicamente en que sus hijos no tengan caries, pero en la boca existen otros tejidos que son igual de importantes que los dientes, las encías.

La gingivitis es una inflamación de las encías sin pérdida de soporte, es decir, el hueso que sujeta al diente no está afectado. Es de carácter reversible y se produce en un gran porcentaje de los casos por la acumulación de placa bacteriana. Esta enfermedad es bastante común y está presente en un alto porcentaje de la población adulta, pero ¿sabías que los niños también pueden tener gingivitis?

Pues sí, la gingivitis es prácticamente universal en los niños y adolescentes, pero hay que señalar, que este trastorno de las encías que ocurren en el paciente infantil no suele adquirir un perfil grave, de manera son pocos los niños que evolucionan a una periodontitis (estado avanzado de la gingivitis con pérdida de hueso).

 

Causas más comunes de la gingivitis infantil

Depósitos de placa bacteriana

La mayoría de las inflamaciones de encías en niños están producidas por el acúmulo de placa bacteriana debido a una higiene oral inadecuada. La encía está hinchada, enrojecida y sangra al tocarla.

Presencia de caries

Las caries provocan cavidades que dificultan la higiene oral en los niños. Por eso, es importante siempre tratarlas aunque los dientes sean de leche.

Procesos de erupción y caída de los dientes

La encía alrededor del diente de leche que se mueve puede estar más inflamada y enrojecida, debido a que los niños dejan de cepillarse por esa zona porque al moverse el diente les molesta. Esta situación provoca que se acumule más suciedad y que todas las molestias empeoren. Por ello, es recomendable ayudarles y enseñarles a cepillar con cuidado, ya que con una buena higiene harán que todos los síntomas mejoren.

Foto de como cepillarse los dientes

Te interesará >>  Cómo cepillarse los dientes

 

Otras causas que pueden producir la inflamación de las encías en los niños

Hay que saber, que existen otras causas que pueden dar lugar a que los niños tengan las encías inflamadas. Estos problemas gingivales propios de los niños pueden alertar mucho a los padres por eso, es importante también conocerlos:

  • Gingivitis asociadas a infecciones:
    • Gingivoestomatitis: es un cuadro clínico característico provocado por la infección primaria por el virus del herpes simple (VHS).  Es muy común en niños menores de tres años, aunque puede darse a cualquier edad. Cursa con úlceras y ampollas que afectan a la mucosa oral (mejillas, encías labios, lengua, etc.). Las encías están inflamadas, rojas ulceradas y sangran con facilidad. Su comienzo es brusco y se acompaña de dolor bucal, irritabilidad, babeo, mal aliento, dificultad para la alimentación y fiebre.
    • Muguet: es otro de los cuadros que pueden afectar a la boca de los niños. Se produce por una infección por hongos, la más común es la Candida Albicans. Aparte de la hinchazón de las encías, se caracteriza por la aparición de placas blanquecinas en la cara interna de las mejillas, lengua y paladar que no pueden desprenderse con una gasa o algodón. El contagio puede ser sencillo, ya que es un hongo que está presente de manera habitual en nuestro medio, incluyendo los objetos que los bebés se llevan a la boca. Puede producirse por la toma prolongada y a dosis altas de antibióticos para tratar otros problemas o por una deficiente higiene oral cuando los niños llevan aparatos ortodoncia.
  • Gingivitis asociadas al consumo de fármacos: un aumento exagerado y deformado del volumen de las encías también se puede asociar al consumo de algunos fármacos. Si aparece en niños y adolescentes, el más común es la toma de fenitoína (fármaco anticonvulsivo indicado en tratamientos para la epilepsia). La inflamación suele comenzar a partir del tercer mes de tratamiento provocando enrojecimiento, sangrado y volumen de las encías.
  • Gingivitis asociadas a la pubertad: todos sabemos que durante la pubertad aumentan las concentraciones de hormonas sexuales lo cual provoca cambios físicos y de comportamiento en los adolescentes. A nivel bucal se puede producir una inflamación gingival que además, puede estar asociada a otros factores como una higiene oral deficiente, caries, respiración oral, apiñamiento o recambio dentario. 

 

 ¿Cómo sé si mi hijo tiene gingivitis? Síntomas y Signos

Para saber si un niño tiene gingivitis o no, existen una serie de signos y síntomas que ayudarán a los padres a identificar este problema:

  • Cambios en el color de las encías: están de un color rojo intenso e incluso amoratadas.
  • Cambios en la forma de las encías: están inflamadas, hinchadas, con un mayor tamaño de lo normal.
  • Sangrado: se produce durante el cepillado dental, aunque en estados avanzados puede ocurrir comiendo o con un ligero roce.
  • Mal aliento, cuando los niños hablan o los padres interactúan con sus hijos.
  • Dolor, cuando se presionan ligeramente. Por eso, si notas que tu hijo tiene las encías inflamadas, puedes tocarlas suavemente para saber la sensibilidad que tiene.
  • Abscesos: en general se produce en etapas más avanzadas, cuando la gingivitis se complica.

 

¿Cuándo acudir al dentista por encías inflamadas?

El sangrado de las encías en los niños no debe considerarse como algo normal, ya que es un signo de alarma que nos indica que algo anormal está sucediendo. Por tanto, es importante saber que ante cualquier síntoma o signo de gingivitis en nuestros hijos es necesario acudir al dentista para evitar que esta situación empeore. Lo más llamativo de la boca de los niños es que está en un cambio continuo desde el nacimiento hasta la finalizar la pubertad, por eso es importante la vigilancia constante de las encías, y en caso de detectar cualquier problema, por leve que sea, debe ser tratado y eliminado.

 

¿Cómo tratar la gingivitis en niños?

 

Limpieza dental profesional

Cuando la gingivitis está ya presente el tratamiento indicado es una limpieza dental que ayude a eliminar la placa bacteriana y el sarro (placa calcificada). Las limpiezas en niños deben de efectuarse de manera diferente que en los adultos:

  1. Se debe diagnosticar el tipo de placa que presenta con reveladores de placa de última generación, que diferencia entre los tres tipos de placa que existen: reciente (color morado), madura (48 horas) y ácida (+ de 48 horas). El objetivo es tener un registro fotográfico para evaluar la calidad del cepillado que nos permite a su vez corregir el cepillado dental defectuoso y controlarlo en el tiempo. 

    Foto triplaca

    Foto triplaca

  2. Instruir en la técnica de cepillado oral correcta: la madurez de los niños y su boca cambia constantemente, por eso, el cepillado no debe hacerse igual siempre. Nuestros especialistas en niños les enseñarán a ellos y a sus padres cuál es la técnica de cepillado más adecuada según la edad. Además de resolver todas sus dudas sobre qué cepillo y pasta dental utilizar. Todo esto se enseña con el cepillo en la mano y con los padres dentro de la consulta, pues actualmente se ha comprobado que la enseñanza de la higiene con Tipodontos (bocas artificiales) no tiene sentido y el aprendizaje no se adquiere de manera correcta.
  3. Limpieza dental infantil, una vez realizado todo lo anterior, se realizará este tratamiento.

 

Prevención y educación precoz

Actualmente se considera que los problemas periodontales en el adulto comienzan durante la infancia y la adolescencia, lo que obliga a instaurar medidas eficaces de manera precoz para conseguir una buena salud oral en la edad adulta.

Por eso, ven a visitarnos no cuando el problema esté presente, sino para que no se produzca nunca.

La salud general y dental es generacional

La salud general y dental es generacional. No olvides nunca esta frase. El buen ejemplo comienza siempre en casa. Los padres son el modelo a seguir y sus hijos siempre quieren seguir sus pasos, y por ello, también deben aprender sus buenos hábitos. Los padres son el referente de una higiene oral responsable, son los maestros que les enseñan la importancia de cuidar los dientes, son los guías que instruyen cómo se deben cepillar y son los mayores motivadores para que sus hijos adquieran y mantengan buenos hábitos de salud oral a lo largo de su vida.

No olvides, que en Clínicas Smile! tenemos una filosofía de salud no de enfermedad y nuestra misión es enseñar a padres y niños a cómo conseguirla.

Sin comentarios

Sorry, the comment form is closed at this time.