bebe-147

Cuándo acudir al dentista por primera vez

Muchos padres se harán la siguiente pregunta: ¿cuándo es el mejor momento para acudir con mis hijos al dentista? La respuesta es clara y directa, dentro del primer año de vida parece que a día de hoy es el mejor momento, ya que las encías forman parte de la boca, y aunque aún no tengan dientes o estén a punto de empezar a salirle, el control dental que se debe establecer desde el inicio es máximo.

Hace algunas décadas se recomendaba la primera visita al dentista a los tres o cuatro años de edad, ya que a esa edad un niño tiene todos sus dientes en la boca, y la capacidad suficiente para entender y adaptarse a la consulta dental.

Sin embargo, hoy en día se recomienda la primera visita dentro del primer año de vida, ya que existe un porcentaje preocupante de niños con caries de inicio temprano, que es aquella que aparece en niños menores de 6 años.

La primera visita al dentista tiene como finalidad establecer un “hogar dental” o “dental home” adecuado y eficaz con el objetivo de mantener una buena salud dental desde la infancia.

Hay que realizar un cambio de pensamiento, no hay que ir al dentista porque tengo una caries sino para evitar que éstas aparezcan.

En la Clínica Smile somos conscientes de estas necesidades, y queremos que en cualquier caso, nuestros pacientes se sientan con la total libertad de volver cuando vean que sus hijos pueden requerir de una revisión dental.

La importancia del dentista en los primeros años de vida

Un dentista profesional y de confianza es vital durante todos los años de vida, pero cuando un niño comienza a consumir alimentos sólidos y a explorar el mundo que le rodea, es sumamente importante.

Es cuando son bebés el momento en el que los niños comienzan también su educación en torno a la higiene dental, ya que todos los hábitos que adquieren desde pequeños serán los que tendrán durante su vida.

dentista infantil madrid-carrousel-28DIC17-14

Además, cualquier problema durante el crecimiento de los dientes, también afectará en la digestión y la salud general, a partir de este momento hasta la tercera edad.

Es en los primeros años de vida cuando los profesionales dentales comienzan a asesorar a los niños y a los padres sobre la higiene dental correcta, la alimentación, y los cuidados preventivos que harán que el pequeño crezca con unos dientes hermosos y sanos.

¿Cómo es la dentición infantil?

La dentición infantil comienza con el crecimiento de los dientes de leche alrededor del sexto mes de vida de un bebé, pero no es nada anormal que ocurra a los cuatro o doce meses de edad, ya que depende mucho de cada niño.

Los primeros dientes de leche suelen salir en la parte de abajo y en el centro, los llamados incisivos inferiores. Luego afloran los dientes superiores centrales y laterales, para continuar con el crecimiento de los primeros molares, seguido de los caninos.

Por último, al pequeño le crecen los segundos molares, con los que completa los primeros 20 dientes de leche hacia los tres años de edad.

La forma de crecer y desarrollarse de estos primeros dientes es sumamente importante para que tu hijo tenga una buena alimentación, pero también para que tengan una buena dentadura cuando sean adultos.

Durante este periodo de tiempo no es de extrañar que los pequeños sufran de encías hinchadas y doloridas, que haga que tengan fiebre, y se encuentren más irritables, hacer que el proceso sea más cómodo es tan sencillo como aplicar algunos consejos que te dé el dentista durante la primera consulta. 

La importancia de prevenir los problemas dentales

Si bien los dientes de leche se caen cuando el niño cumple unos cinco o seis años, es importante que se lleve una buena higiene dental desde que comienzan a salir los dientes,ya que las muelas y caninos no se recambian hasta los 10-14 años.

dentista infantil madrid-carrousel-28DIC17-13

El principal motivo de esta higiene inicial, es que los dientes de leche guían la forma en que crecen los dientes posteriores, y si existen caries de pequeños es probable que se repita el patrón una vez de adultos.

La pérdida prematura de dientes de leche debido a las caries puede dejar un espacio en la dentadura por más tiempo del normal, haciendo que se pierda espacio, y esto impide que los dientes permanentes crezcan de forma adecuada. Además de provocar problemas en el habla y de masticación.

Una mala salud de los dientes de leche puede provocar también dolor, infección y en casos graves pérdidas de peso. Este tipo de problemas causan una disminución de la calidad de vida e incluso una baja autoestima en el proceso de crecimiento del niño.

Nuestra función principal es asesorar sobre todos aquellos aspectos que en algún momento puedan mejorar la salud y el crecimiento adecuado de los dientes, por eso será interesante que consultes en este mismo enlace, todo aquello que te cree dudas acerca de la correcta salud dental de tus hijos.

Sin comentarios

Sorry, the comment form is closed at this time.