¿Cómo se usa el cepillo dental eléctrico? ¿Mi hijo/a puede usarlo ya?

¿Cómo se usa el cepillo dental eléctrico? ¿Mi hijo/a puede usarlo ya?

El uso de los cepillos de dientes eléctricos se ha promocionado mucho en los medios de comunicación.

Pero, ¿qué es mejor el cepillo manual o el eléctrico? Con una técnica y duración adecuada, el cepillo manual es muy eficaz para eliminar la placa bacteriana, pero se ha demostrado que en  parte de los pacientes el uso de un cepillo eléctrico puede mejorar el control de la placa si se siguen rigurosamente las instrucciones de uso.

Nuestro consejo, el mejor cepillo es aquel con el que el paciente se sienta más cómodo y elimine mejor la placa.

La indicación de su uso en los niños está determinada por el odontopediatra, pero os dejamos una serie de detalles a tener en cuenta si como padres os habéis planteado alguna vez comprar uno a vuestro hijo/a:

– Asegúrate que el cepillo sea eléctrico, no a pilas. Existen varios cepillos diseñados para niños (de Violetta, Rayo McQueen) de pilas de usar y tirar. La diferencia entre uno y otro es que el cepillo eléctrico siempre funciona a la misma velocidad, en cambio el cepillo a pilas en el momento que se va gastando la pila va disminuyendo su giro.

– Que sea un cepillo eléctrico de rotación-oscilación.

– Con temporizador, que indica el tiempo que debes estar cepillándote los dientes, 2 minutos. Una característica ideal para aquellos pacientes que son tan acelerados y pretende realizar la higiene oral con menos tiempo.

– Tener en cuenta la edad del niño. Hay que saber que no es igual el desarrollo de la motricidad en un niño de 14 años que en uno de 5 años. Pensad una cosa… vuestros hijos cuándo aprenden a escribir se les da directamente un bolígrafo? además un cepillo dental eléctrico puede duplicar el tamaño de un cepillo manual, encima es más pesado y gira sólo. En cambio, los cepillos dentales manuales su tamaño está adaptado según la edad del niño/a, siendo así más ligero y manejable.

– Correcto uso del cepillo eléctrico para quitar más placa en dos minutos. Hay que ir limpiando diente por diente, por ello no hay que moverlo como si fuera un cepillo manual. En el vídeo indica cómo se debe de hacer.

En conclusión, lo principal es la técnica de cepillado y no el objeto. Más vale un cepillado manual preciso que un mal cepillado eléctrico. 

Queridos papás, hay que quitarse de la cabeza la idea de comprar un cepillo eléctrico porque no se apaña bien con el manual, ya que para que el niño adquiera una buena higiene dental hay que enseñarles y motivarles. Y esa es parte de nuestra misión, creando y aplicando protocolos de higiene bucodental en función de la edad y las capacidades del niño/a, con los que aconsejamos sobre el tipo de cepillo dental, pasta dentífrica más adecuada, introducción de la seda dental, etc.

 

Sin comentarios

Sorry, the comment form is closed at this time.